jueves, 23 de octubre de 2008

Resguardado por la PFP, vota hoy el Senado la reforma de Pemex



En un recinto senatorial que de nueva cuenta estará rodeado por la fuerza pública, los partidos Acción Nacional (PAN), Revolucionario Institucional (PRI) y la mayoría de legisladores del de la Revolución Democrática (PRD) se proponen aprobar este jueves la reforma de Petróleos Mexicanos (Pemex), a pesar de que anoche las comisiones dictaminadoras suspendieron las pláticas, una vez que la representación del blanquiazul rechazó en definitiva establecer la prohibición expresa de otorgar en exclusividad bloques o áreas para exploración y producción de crudo a una sola empresa contratista.

Ante la inminencia de que los integrantes del Movimiento Nacional en Defensa del Petróleo, que encabeza Andrés Manuel López Obrador, bloqueen el recinto de Xicoténcatl, el priísta Francisco Labastida Ochoa y el panista Rubén Camarillo advirtieron anoche que de ser necesario buscarán una sede alterna, pero “hoy la reforma energética se vota”.

Por la tarde, antes de que se realizara la asamblea informativa del Movimiento Nacional en Defensa del Petróleo, el grupo parlamentario del PRD se reunió a puerta cerrada para evaluar la situación y, según informó al concluir el encuentro el coordinador Carlos Navarrete, la mayoría decidió “ir en lo general y en lo particular” en favor de los siete dictámenes que hoy se pondrán a discusión en el pleno del Senado, ya que, explicó, se logró el propósito de “parar la propuesta privatizadora del gobierno”

Cuatro de los asistentes a la encerrona, Yeidckol Polevnski, Rosalinda Hernández, María Rojo y Salomón Jara no votaron en ese sentido, ya que decidieron reservar la decisión hasta después de conocer los acuerdos a que se llegara durante la asamblea informativa del movimiento que encabeza López Obrador, postura a la que se sumó el senador Ricardo Monreal.

Temprano, en la larga jornada de ayer, Navarrete expresó que está contento, “sin duda”, y quienes se movilizaron en la calle contra la privatización de Pemex “deben compartir con nosotros ese triunfo”.

Insistió en que no se logró que quedaran el ciento por ciento de las propuestas contenidas en la iniciativa del Frente Amplio Progresista (FAP), pero ningún partido lo logra. Sin embargo, dijo, “perdieron quienes querían privatizar Pemex, quienes pidieron incluso que se reformara la Constitución”.

En tanto, el coordinador de los senadores del PRI, Manlio Fabio Beltrones, adelantó que el voto de su bancada será en favor, en lo general y lo particular, de los dictámenes y no se reservará ningún artículo, ya que “está satisfecho con el acuerdo”.

Las negociaciones en Xicoténcatl y en Bucareli

En forma paralela, los presidentes de las comisiones de Energía y de Estudios Legislativos, Francisco Labastida Ochoa y Ricardo García Cervantes, respectivamente, así como los secretarios de las mismas, Graco Ramírez, Pablo Gómez y Rubén Camarillo, sostuvieron encuentros durante la mañana y la noche con el propósito de dirimir las diferencias acerca del artículo quinto de la nueva ley de Pemex, uno más referente a los organismos subsidiarios y de varios artículos de la Ley para el Aprovechamiento de Energías Renovables.

A mediodía, Manuel Camacho Solís acudió a la oficina de Navarrete con la finalidad de enterarse del curso de las negociaciones. Dijo que se había avanzado mucho desde abril y expresó su confianza en que se afinaran los temas pendientes.

El perredista Graco Ramírez informó, por la tarde, que se había llegado a un acuerdo acerca de las energías renovables, porque PAN y PRI aceptaron modificar buena parte del articulado para eliminar las disposiciones que permitían a empresas privadas, principalmente extranjeras, generar electricidad, a partir de energías alternas, con fines de comercializarla.

Sin embargo, en lo que no se pudo avanzar fue en el cambio al artículo quinto de la ley reglamentaria del 27 constitucional, que el PRD planteó en la reunión de las comisiones dictaminadoras del lunes pasado, cuando se aprobó el dictamen.

La propuesta perredista consistía en incluir dos párrafos para señalar que: “Las contrataciones de obras y servicios de exploración y explotación que realice Pemex con particulares no podrán otorgar áreas exclusivas para el desarrollo de los trabajos a un mismo proveedor”.

Los negociadores perredistas insistieron en el planteamiento los días siguientes, y ayer Graco Ramírez reiteró que la legislación debe ofrecer certeza de que las áreas sustantivas del sector petrolero no pasen a manos de particulares. En el afán de destrabar ese punto, planteó que la prohibición no quede en la ley reglamentaria sino en la de Pemex.

Parecía que con ese planteamiento habría acuerdo, pero los panistas cerraron toda posibilidad a las nueve de la noche, después de que su coordinador, Gustavo Madero, se reunió en Bucareli con los titulares de las secretarías de Gobernación, Juan Camilo Mouriño; de Hacienda, Agustín Carstens, y de Energía, Georgina Kessel, así como con el director de Pemex, Jesús Reyes Heroles.

Votación fast track

Antes y después de que el movimiento que encabeza Andrés Manuel López Obrador adoptara una decisión, priístas y panistas reiteraron que pese a todo la reforma se votará, ya sea en Xicoténcatl o en un recinto alterno.

Beltrones adelantó que se votarán uno por uno los siete dictámenes aprobados en comisiones: Ley Reglamentaria del Artículo 27 Constitucional; nueva ley de Pemex; Ley de la Comisión Reguladora de Energía; Ley de la Comisión Nacional de Hidrocarburos; Ley de Energías Sustentables; Ley Orgánica de la Administración Pública Federal y Ley para el Aprovechamiento de las Energías Renovables.

El senador priísta manifestó que ojalá prevalezca la congruencia y se admita que la votación se dé en lo general y en lo particular en un solo acto. Detalló: primero iremos a la votación en lo general de todos y cada uno de los dictámenes y después preguntaremos si alguien quiere reservarse algún artículo en lo particular, y si así es el caso, lo discutiremos”.

Después de conocer que puede haber acciones de resistencia civil frente a la Cámara de Senadores, Labastida Ochoa, quien ha llevado las negociaciones, advirtió que “habrá reforma, incluso en una sede alterna, si se considera conveniente, pero en un lugar u otro vamos a votar”.

Asimismo, el negociador panista Rubén Camarillo expresó: “Que Dios bendiga” a aquellos que decidan venir a tratar de frenar el proceso, pero la reforma se aprueba.

Por su parte, Santiago Creel, quien fue removido como coordinador de la bancada panista porque el gobierno de Felipe Calderón consideró que no impulsaba su reforma, solicitó anoche a todos los institutos políticos honrar su palabra.

Mientras, anoche las instalaciones del Senado comenzaron a ser resguardadas con vallas metálicas y por elementos de la Policía Federal Preventiva.

Creditos:
La Jornada

Subscrite A Union Norteamericana por Email- ES GRATIS -

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.